Todo o Nada

Adoptar un pensamiento en “Blanco y Negro” o “Todo o Nada” puede convertirse en un problema.

Les platicaré lo que le sucedió a una amiga mía para quien las cosas "son o no son", sin admitir jamás el punto medio:

Doris vendía su hermosa casa de descanso ubicada en la cercanía de una gran ciudad, el precio que pedía por ella sin ser una ganga parecía razonable y ajustado a las circunstancias del mercado en aquel momento.

Durante los primeros meses recibió algunas ofertas que rechazo porque no cubrían su expectativa y así transcurrió año y medio esperando que llegara el postor que estuviera dispuesto a pagar el precio establecido por ella.

Un buen día recibió la llamada de un interesado que solicito una cita para conocer la propiedad y que después de revisarla minuciosamente le dijo:

-Me gusta mucho su finca y estoy de acuerdo con el valor que usted ha establecido pero por el momento mi capacidad de pago no llega al total de su precio ¿podríamos negociarlo?

Doris acostumbrada al "Todo o Nada", frunció el seño y con un desplante natural en ella simplemente le dijo:

-Por supuesto que... No  

Semanas después se presento el impacto de la crisis inmobiliaria y con ella la caída de los precios como consecuencia de la falta de liquidez y la aplicación de restricciones severas en el otorgamiento de los créditos.

Desde que Doris puso se casa a la venta han pasado mas de tres años sin que haya podido concretar la operación con los costos y perdida de oportunidad que ello representa.

Pudo haber negociado un descuento razonable y con los intereses hubiera recuperado con facilidad la diferencia en unos cuantos meses, también pudo negociar un plazo para la cantidad restante, pudo  reservarse el usufructo de una parte de la propiedad por un tiempo determinado, pudieron juntos encontrar alguna otra alternativa. 

La rigidez en el momento de tomar decisiones puede llevarnos a extremos no deseados, recordemos que en toda negociación también existe el punto intermedio o el gris con todas sus tonalidades.
Negociar, ceder, convenir, buscar alternativas... siempre será mejor que quedarse con el saco vacío.

Diana Reyes
Oportunidades Inmobiliarias
http://opinmobiliarias.blogspot.com


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su comentario, si deja sus datos, en breve nos pondremos en contacto con usted. Los comentarios spam serán eliminados.